ANDREA CARBALLO


Aunque argentina de nacimiento vive feliz en nuestro país, en concreto en Barcelona.Le gusta el mar, la cocina, la cultura, perderse dando un paseo por sus calles…Su bonito rostro de ojos azules se ha hecho muy popular por participar en la serie de éxito “Las chicas del cable” de Netflix. Cine, teatro, televisión, más de diez años avalan su carrera, tanto en Europa como en América Latina.



¿Por qué has elegido nuestro país para vivir?
Yo diría que “nos elegimos”. Es un proceso que voy entendiendo de poco a poco. Por momentos pienso que las ciudades a veces te eligen y tu luego a ellas. Suena raro pero creo que algo de eso hay. Llegué por trabajo y me fui quedando, fue sucediendo, no es algo que pueda definir con tanta claridad. Pero de verdad que me sentí en casa desde el primer día. A nivel profesional.

¿Es mejor residir aquí en España aunque tengas continuos viajes por tu trabajo a Argentina o Latinoamérica?
Bueno, eso va variando dependiendo donde esté el trabajo. Yo vivo con las maletas hechas y voy donde me llamen. Residir en España en este momento es la mejor opción para mí.

¿Cómo ves el panorama en España?
Si te refieres a lo audiovisual, creo que es un momento donde las series y las películas que se están produciendo aquí están en auge, teniendo mucha visibilidad. Es evidente que están haciendo un buen trabajo y eso repercute a nivel internacional. Plataformas como Netflix y Movistar, entre otras, están dando posibilidades muy buenas para todos los integrantes del medio, y los productos que han resultado están a la altura. Te ha dado mucha popularidad tu papel en la serie “ Las chicas del cable”.

¿Cómo ha sido tu experiencia?
La experiencia es toda buena, espectacular. Es una serie de gran calidad y la verdad es un honor estar allí. Me gustaría que me hablaras de tus proyectos, tanto con los que estás ahora como futuros… Estoy por estrenar una película que rodé el año pasado en la Patagonia argentina que se llama “El otro nombre” dirigida por Natural Arpajou, y me estoy yendo por un mes a rodar a Buenos Aires “36 horas” de Nestor Mazzini. Hay algunos otros proyectos para después de verano aún por concretarse.

¿Qué te gusta más, el cine, la televisión o el teatro? ¿En cuál te sientes más cómoda, más tú?
Lo que me importa, gusta y me hace sentir cómoda es la calidad del proyecto. En los últimos años estuve trabajando más en cine, que definitivamente me gusta y mucho. El teatro es donde aprendo todo, y si bien hace tiempo que no estoy trabajando en proyectos teatrales, el hecho de viajar me complica cumplir con la estabilidad que requiere un proyecto teatral, está siempre en mis deseos y espero pronto poder concretar y trabajar en alguno.

Con qué director español te gustaría trabajar?
Uy, muchos, pero si tengo que resumir: me gusta mucho el trabajo de Isabel Coixet, me encantaría trabajar con ella. Y Almodóvar, por supuesto, crecí viendo sus películas.

Hay algún papel con el que sueñas?
Me gustan mucho los personajes femeninos de los universos de David Lynch, uno de mis directores preferidos.

¿Con qué géneros cinematográficos te sientes más identificada?
Soy bastante clásica, y me gustan el drama y la comedia. El cine histórico también me gusta, y, también el terror, adoro el festival de Sitges.

¿Té tienta Hollywood?
Si, me tienta, me encantaría poder trabajar en algún proyecto allí.

¿Qué tipo de cine prefieres el europeo o el americano?
En este sentido me repito respecto a la calidad del film, creo que ambos estilos de cine tienen cosas interesantes y únicas.

Cuando no estás trabajando ¿Qué te gusta hacer. ¿Cuáles son tus aficiones?
Soy una aficionada a la botánica, puedo pasar horas con mis plantas. Leo mucho, escribo también. Intento viajar siempre que puedo, y también trato de seguir formándome tomando algún curso de actuación o de dramaturgia.




Update CMP